Descubre si atraes o repeles a tu pareja

En cada pareja durante mucho tiempo se ha creído en el mencionado refrán, “polos opuestos se atraen”.

Desde pequeños aún sin saber si es cierto o no, andamos diciéndolo a voz populi para molestar a algún amigo o para tratar de conquistar a alguien.

Aunque realmente, dos personas totalmente diferentes ¿podrán compartir momentos agradables como pareja?

Según estudios psicológicos esto es ¡FALSO!, no se puede ser completamente distintos y compaginar perfectamente.

Ni siquiera porque lo intentes a la fuerza, pues tarde o temprano terminarán discutiendo o enfrentándose por distintas cosas.

Mejor dejémosle los polos a la física y tú mejor conoce la realidad en el amor.

4 realidades para la elección de pareja


Sorpresa, que nadie te engañe ¡Empecemos!

  1. Similitud de ideas: buscamos que el otro casi siempre esté de acuerdo con lo que decimos, pensamos o queremos.

Esto nos hace sentir con razón, nos gusta y parece divertido, casi como ser hechos a la medida.

  1. Atracción física: para muchos, aunque lo nieguen, esto es lo más indispensable.

Pues por más encantadora que resulte su personalidad, si no te gusta físicamente tarde o temprano terminara por aburrirte.

La atracción física mantiene emoción y ansias.

  1. Preferencias personales: se tiende a buscar lo que se quiere, si te gustan las chicas morenas sólo te fijarás en ellas, si te gustan los hombres altos no mirarás a ningún bajo.

Tratamos de encontrar lo que nos gusta o lo que idealizamos, color de ojos, tipo de cabello, entre infinidades de cosas.

  1. Ideologías: aquí se juega lo más importante, a nadie le gusta estar con alguien que desacredite lo que tú crees, por eso para la mayoría es fundamental conocer cuál es la ideología de una posible pareja.

Ya sea política, social o religiosa, todas son importantes a la hora de compartir con alguien más.

¿Habéis encontrado a vuestro amor? ¿Opináis distinto? ¡Comentárnoslo :)!

¿Te ha gustado el post? Compártelo ahora con tus amigos para tener más opiniones

Opina Ahora o Calla Para Siempre

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *